Menú
Navidad en Cuba: celebrar una fiesta que estuvo prohibida

Navidad cubana

Navidad en Cuba: celebrar una fiesta que estuvo prohibida

La tradición de la fiesta navideña estuvo prohibida durante más de treinta años en Cuba, no obstante, los cubanos saben cómo revivir la celebración y podemos disfrutar de unas navidades de ensueño actualmente.

Navidad en Cuba: celebrar una fiesta que estuvo prohibida

Quizás pensemos que en la actualidad las fiestas navideñas tengan poca relación con la fiesta religiosa, sin embargo, estaríamos equivocados. Elementos como las estrellas, que se encuentran en muchas decoraciones, angelitos o pastores están estrechamente relacionados con el nacimiento del niño Jesús. Por eso, es normal que en muchos países no cristianos no se celebre la fiesta de la Navidad, puesto que para ellos el día 25 de diciembre no significa una celebración relevante en sus calendarios. No obstante, existen también algunos países los cuales sí habían celebrado la festividad navideña, quizás debido a la colonización e inmersión de unas creencias religiosas en esta zona, pero que con los años ha ido perdiendo la tradición.

La Navidad en Cuba no siempre ha sido como ahora, antes no habíaLa Navidad en Cuba no siempre ha sido como ahora, antes no había

La prohibición de la tradición de la Navidad en Cuba

Este país del continente americano había disfrutado desde hacía cientos de años la celebración de Navidad, ya que sus colonizadores fueron españoles católicos, quienes llevaron a esta tierra ciertas imposiciones y nuevas creencias, como la religión católica. Sin embargo, con el triunfo de la fuerza política de los comunistas en Cuba se decidió en 1959 buscar maneras de prohibir a esta fiesta, ya que se la veía ajena a los nuevos ideales políticos y querían que no fuera marca del mismo. Muchas publicaciones empezaron a crear otro tipo de Navidad, basada en cambiar la tradición, es decir, sustituida por personajes locales y para niños cubanos, con tal de no perder la celebración pero adaptándolo al país en el que vivían y a la situación en la que se encontraban.

Durante aproximadamente treinta años las familias cubanas tuvieron que esconder todas sus decoraciones navideñas, heredadas seguramente de sus antepasados, con incapacidad de poder celebrar una fiesta tan tradicional que estaba ahora prohibida. Progresivamente, a partir de los años 90 empezó a notarse una clara tendencia a la necesidad de reinstaurar estas fiestas, pero no fue finalmente hasta 1997 que el pueblo cubano pudo celebrar de nuevo la Navidad, porque el papa Juan Pablo II visitó el país y de golpe se decretó de nuevo como festivo el día 25 de diciembre. A partir de ese momento los habitantes de este país que querían celebrar estas fiestas sacaron brillo a sus antiguos adornos para volver a ponerlos con ilusión por sus casas y las calles.

Actualmente ya podemos disfrutar de unas verdaderas navidadesActualmente ya podemos disfrutar de unas verdaderas navidades

Las navidades en Cuba hoy

En la actualidad ya podemos gozar de unas preciosas fiestas de Navidad en Cuba si lo deseamos. Podremos disfrutar de sus resurgidas tradiciones navideñas bajo un clima templado e ideal para pasearse con menos ropa en comparación con el frío que podríamos pasar en otros países. Además la comida nos acompañará tanto tradicionalmente como con platos nuevos durante estas distintas navidades, y después de la típica cena de Nochebuena podremos salir a bailar y a disfrutar de las coloridas calles de un país de lo más alegre.

Te puede interesar