Menú
Acebo: características y cuidados de la planta de Navidad

CUIDADOS ACEBO

Acebo: características y cuidados de la planta de Navidad

La Navidad implica el resurgir de los villancicos, las estampas familiares y los adornos. La vegetación es muy importante en estas fechas, por ello el acebo cobra gran relevancia en estos días.

Acebo: características y cuidados de la planta de Navidad

El acebo es una planta de color verde oscuro, que puede alcanzar entre los siete y diez metros de altura y que se caracteriza especialmente, por la aparición de unas bolitas de fruto rojo que no se deben comer por su alto contenido tóxico. Sus hojas son perennes (mantienen sus hojas durante todo el año) aunque esta tipo de planta, se mantiene mejor en épocas frías del año, por ello, que sea la planta que representa la Navidad, al tener más abundancia de la misma en estas fechas. La perennidad de sus hojas, permite que pueda disfrutarse de esta planta durante todo el año, a pesar de ser la protagonista de las fiestas navideñas. Es una planta exterior, por lo que el lugar donde se mantienen mejor sería en un jardín.

Planta de color verde oscuro que impera en la festividad de NavidadPlanta de color verde oscuro que impera en la festividad de Navidad

El acebo, en cuanto a Navidad se refiere, es el vulgarmente conocido como muérdago que decora todas las casas y las mesas de comedor en esta fecha tan señalada. El acebo lo introdujo la Iglesia católica en sustitución del muérdago, ya que este era pagano. Precisamente por la obsesión de decorar las casas en navidad con el acebo, esta planta está protegida por el medio ambiente. El afán de cortar estas plantas para decorar las casas por Navidad, especialmente en América del norte donde se pone el conocido muérdago encima de una puerta y las personas que se encuentren juntas en ese punto deben besarse, provocó que está planta empezara a escasear y se convirtiera en un bien protegido para evitar que desaparezca. El muérdago y sobre todo, las bolitas rojas que lo acompañan, se les ha atribuido a la largo de la historia, diferentes propiedades mágicas por ello la creencia de que decorar las casas con esta planta, especialmente en fechas tan especiales como la navidad, aporta a dicha casa de una mayor magia y buena suerte. En España, especialmente en la zona de Aragón y de Cataluña, aún quedan plantaciones en los campos del acebo, pasando a ser esta tradición propiamente América, a serlo también en Europa.

Cuidados para el acebo

El acebo es una planta de exterior, pero que no le sienta bien el sol directo, es más conveniente que se situé en una parte sombreada donde corra la brisa. Además, esta planta necesita abundante agua y humedad, por lo que sus cuidados para su mantenimiento deben ser constantes. No se requiere de ningún cuidado o producto específico para su crecimiento, pero si unas rutinas que nos permitan asegurarnos su duración en buen estado. En caso de querer utilizar algún fertilizante para protegerlo de plagas, debe ser uno suave que no dañe en excesos las delicadas hojas o los frutos rojos que nacen de ella. Para que las plantas no se dañen, es conveniente, además del regado natural de la tierra, pulverizar sobre ellas gota de agua especialmente en zonas secas, de esta manera nos aseguramos que la planta va a tener el mínimo de humedad que necesita para su buen mantenimiento. Aunque su crecimiento no es muy rápido, cuando lo haga, poda sus plantas y arranca sus semillas que nacen en la temporada de primavera, para poderlo trasplantar y poder tener diferentes acebos en tu jardín. De esta manera, podrás utilizarlo para la decoración de tu casa sin tener que perjudicar al medio ambiente o a las plantaciones que existen en campo abierto.

Decoración con acebo

Como hemos comentado anteriormente, una de las principales funciones del acebo es la decoración de la casa en navidad y/o las mesas para comidas especiales de estas fechas. Para saber dónde ubicar esta planta en la decoración, te vamos a dar unos consejos de decoración más utilizados y sencillos donde poder introducir el acebo como elemento principal:

El acebo es un elemento decorativo característico navideñoEl acebo es un elemento decorativo característico navideño

-Centro de mesa: El acebo es una planta muy llamativa por sus colores fuertes, especialmente el verde intenso y el rojo de su fruto, por ello para presidir una mesa en el centro de la misma sería una ubicación ideal. Para que no se vea soso, podemos complementar a las hojas del acebo, plantas secas en tonos oscuros, como marrones o beige, y elaborar un centro de mesa alargado. Además, podemos intercalar a dichas plantas bolas de navidad en diferentes tamaños en esos mismos tonos o introducir alguna bola dorada para que resalten y piñas secas que podemos coger del campo y/o de parques de nuestra ciudad.

-Corona de acebo: Otra posibilidad es decorar nuestras puertas con una corona de acebos, de palos finos y de hojas verdes. Para ello, crearemos un circulo rígido de palos o con algún molde e iremos pinchando las hojas que van a formar nuestra corona. Podemos elaborarlas de diferentes tamaños, por ejemplo, una grande que presida la puerta principal de la casa y pequeñas y medianas para el resto del interior.

-Planta rinconera: El acebo también es muy llamativo cuando lo plantamos a modo de maceta. Una decoración muy elegante y sencilla, es tener en varios puntos importantes de la casa una planta de acebo. Por ejemplo, el algún rincón que este vacío, en la entrada, o si son pequeñas en los laterales de una mesa.

-Candelabros originales: Una última opción que gusta mucho, es utilizar candelabros en la decoración de la mesa o en el suelo alrededor de la misma. Para darle el toque navideño a nuestra mesa/casa y para sacarle partido a los candelabros que ya tenemos muy vistos durante todo el año, una opción estupenda es decorar los alrededores del candelabro donde se encuentra pinchada la vela, con hojas de acebo y los frutos rojos. De esta manera, eres personalizado un elemento de nuestra casa adaptándolo a la época navideña. Eso sí, esas hojas de acebo rara vez puedes volverlas a utilizar, ya que la cera que desprende la vela y cae sobre el acebo, estropea los frutos rojos y la hoja verde. Por ello, podemos utilizar las hojas de acebo que tengamos más estropeadas, así además se aporta un toque de antigüedad a la decoración que acompaña muy bien al candelabro.

Te puede interesar