Menú
Acebo, la planta de la Navidad

PLANTA NAVIDAD

Acebo, la planta de la Navidad

Comienza a acercarse las fechas navideñas y empezamos a ver las calles, escaparates con los adornos típicos de esta festividad. Además de la decoración tradicional también hay hueco para las plantas.

Acebo, la planta de la Navidad

Poco a poco empiezan a acercarse las fechas navideñas, y cuenta de ello son los anuncios que vemos en televisión y cómo los grandes establecimientos comienzan a llenarse de todo tipo de objetos decorativos y de hilo musical de villancicos. Entre regalos, árboles de Navidad y muñecos de Papá Noel también encontramos hueco para una decoración más tradicional de nuestros hogares, como son las plantas.

Desde siempre se ha relacionado el muérdago y la flor de Pascua con estas fiestas navideñas y hemos visto en numerosas películas americanas ese beso bajo el muérdago de la entrada de las casas, pero hay otra planta decorativa de estas fechas que muchos han visto pero pocos conocen realmente: el acebo.

Acebo, planta decorativa de la Navidad[Acebo, planta decorativa de la Navidad

El acebo es esa planta decorativa de hojas de un color verde oscuro muy intenso y con pequeñas espinas, y un fruto rojo muy llamativo en forma de bolas. La simple combinación de estos dos colores es lo que más nos recuerda a la Navidad y por ello cada vez más es el elegido para decorar las mesas en las fechas más sonadas como la cena de Nochebuena o la comida del 25 de diciembre. En países como Estados Unidos y otros de Latinoamérica es de gran tradición y muy antigua el utilizar más el muérdago para la decoración, no tanto como en España donde se ha ido aumentando desde hace algunos años. El abuso en nuestro país y en el norte de Europa de comenzar a utilizar el acebo ha llegado al punto de convertirla en una especie protegida en peligro de extinción, que ahora no corre tanto peligro debido a las leyes que protegen su recogida.

¿Por qué es una planta de Navidad?

Son numerosas las historias que cuentan el porqué de utilizar el acebo como planta de la Navidad. Además de la simple presentación por los colores que mezcla, se dice que fue introducida por la Iglesia Católica como planta sagrada para sustituir al muérdago, que para ellos era conocido como algo pagano. De aquí viene su extensión por España y la mayor parte de Europa en sustitución de el muérdago, conocido más en América. Otras historias cuentan que el origen del acebo como planta de la Navidad viene de mucho antes, ya de tiempos de los celtas. Y es que los celtas tenían una leyenda basada en dos reyes, el Rey Roble y el Rey Acebo. Mientras que el roble era el que reinaba sobre la parte luminosa y cálida del año, porque es el momento en el que se encuentra más fértil dicho árbol, el Rey Acebo reinaba en la parte más fría y oscura del año. Esto se debe a que el momento de florecimiento y posterior fruto del acebo se produce justo con el solsticio de invierno, es decir, en las épocas cercanas a la Navidad.

El acebo es un arbusto que puede llegar a medir unos 10 metrosEl acebo es un arbusto que puede llegar a medir unos 10 metros

Adentrándonos en las características del acebo, debemos decir que es un arbusto que aunque suele ser pequeño, puede llegar a medir unos 10 metros de altura. Es longevo, ya que puede llegar a los 500 años de vida aunque no suele llegar a tanto, pero siempre sobrepasa los 100. Crece de manera espontánea en los bosques espesos de Europa, parte de Asia y el norte de África. En España también tenemos parte abundante de estas plantas en zonas del norte como Galicia, Burgos, Soria, Aragón y Cataluña. Sus hojas son perennes y como hemos dicho anteriormente se caracterizan por su color verde oscuro intenso y las espinas en las zonas más bajas. Sus bayas rojas, además de muy llamativas, son tóxicas para el ser humano, aunque se conoce que en algunas tribus africanas era utilizado como purgante para lo que además se creía planta sagrada.

Cultivo

Pese a todo esto son muchas las personas que se deciden por cultivar alguna pequeña planta de esta especie. Para ello es necesario una tierra árida y que tenga buen drenaje. Lo ideal es hacerte con una planta o con semillas (según el gusto o la prisa) a finales del verano o principios del otoño, que es la mejor época para su crecimiento y su florecimiento, aunque hay que saber que es muy lento. Una vez plantado, el acebo no necesita de muchos cuidados. Es una planta de semisombra, por lo que no necesita mucha luz y tampoco necesita ser regada muy a menudo, unas dos veces al mes. Para esto también hay que tener en cuenta que es un arbusto que crece en los bosques más al norte de los países por lo que no necesita de mucho riego por su clima frío y húmedo. Si vas a cultivarlo en una zona más cálida a la que está acostumbrado, sí precisará de más agua, posiblemente de manera semanal.

Usos

Además de como planta decorativa para las fechas de Navidad, el acebo tiene otros muchos usos. Es un arbusto utilizado como seto ornamental en jardines. Su madera es muy valorada en ebanisterías, para herramientas y se puede llegar a asemejar al boj, o al ébano si se tiñe de negro.

Te puede interesar